Skip to content

Patatas chips light

15/08/2016
by

Os dejo el texto original de su autora, que tiene mucha chispa:


Hoy os traemos un post que se sale de lo habitual para compartir una receta súper sencilla: cómo hacer patatas al microondas y convertir lo que viene siendo un pecado mortal en el mundillo de las dietas, en una receta sana y sabrosa.

Decidimos ponerla por escrito porque a pesar de no tener ningún misterio, yo misma necesité buscarla en internet antes de ponerme manos a la obra. De esta forma, si a alguien le había picado la curiosidad por probarlas, aquí tenéis la clave. 

En primer lugar deciros que esta receta se puede hacer de dos formas: con el método “PRO” o con el de “ANDAR POR CASA”. 

El primero incluye una serie de utensilios tales como:

– Mandolina – Pincel de cocina – Papel de horno – Aceite en spray 

El segundo no incluye nada de eso pero sin embargo es el que yo recomendaría para empezar, salvo con una excepción: tener al menos el pincel o el spray (y os lo digo con conocimiento de causa después de achicharrarme las yemas de dos dedos por creerme Pedro Subijana…) 

Si una vez lo hayas probado no sólo superas la prueba de sabor sino también la de paciencia, y además crees con fervor que será un plato habitual en tu vida, entonces adelante: hazte con la mandolina, el papel o lo que quieras. 

Eso sí, si no dispones de un cuchillo afilado como la cordillera del infierno deja de leer aquí y ni lo intentes. Acabarás pensando que la vida es demasiado dura para vivirla y enviarás al consorte a por una bolsa de Ruffles porque a ver quién te quita a ti ahora el mono de patatas chips. 

Comencemos por enumerar los ingredientes
– Patatas de tamaño normal, lo más redonditas posible para facilitar su corte. – Agua del grifo. – Aceite de oliva (normal si dispones de pincel de cocina o en spray si no es el caso). – Especias al gusto. – Sal. – Microondas. Si no esta receta carecería de sentido alguno. 

Modo de elaboración
1.- Lava las patatas como si tuvieras que despiojarlas. Queremos hacerlas con piel para aprovechar su fibra y por lo tanto, deben relucir. Ojo, sólo con agüita rica, no saques el nanas ni el mistol que te veo venir. 
2.- ¿Te gusta pintar mandalas para llegar a un estado de relajación máximo? Pues esto es lo mismo pero en versión “patatil”. Asúmelo desde el principio y piensa que esta receta no sólo contribuye a saciar tus ganas de picoteo sino también a conectar contigo misma. Un mindfullness en toda regla, vaya. 

3a.- Elige el cuchillo más afilado de tu casa. Ese que cortaría una pluma volando. Enfréntate a la primera patata y córtala en finas láminas de unos 2 milímetros de grosor. Cuando lleves la mitad de la patata sacarás 2 conclusiones: 

a) ¡Jesús lo que da de sí una patata! 

b) Si el consorte también quiere, ¡que se las compre de bolsa! 

3b.- Si por el contrario dispones de mandolina, cuando nosotros vayamos por el paso 4 tú ya te habrás comido un plato de patatas entero. Pero no te creas que sales ganando. Habrás comido mucha más cantidad pero no te habrás llevado un amigo como el Santo Job. 

4.- Mientras vas cortando tus finas láminas, ten a mano un bol con agua del grifo para que vayan soltando parte del almidón. Una vez termines de cortar, déjalas un par de minutos más en remojo mientras comienzas con el siguiente paso. 

5.- Extiende un paño fino o papel de cocina absorbente. Coloca las patatas una a una en la mitad del paño y utiliza la otra mitad para taparlas y presionar ligeramente. Cuanta menos humedad tengan, más crujientes quedarán. 

6a.- Coge una fuente de cristal apta para micro. Úntala con unas gotitas de aceite para que no se peguen. Esta primera vez podrás hacerlo con los dedos pero no habrá una segunda oportunidad. A partir de este momento, las sucesivas tandas harán que la fuente arda como un demonio y correrás el riesgo de perder las huellas dactilares si no usas un pincel o un spray. 

6b.- También puedes forrar el plato del micro con papel de horno pero recuerda untarlo un poquito de aceite porque una cosa es ahorrarnos el 95% de la grasa y otra es ser más sosos que un puerro mojado en agua. 

7.- Coloca las patatas una al lado de la otra sin que se toquen (y mucho menos que se superpongan). Sí amiga/o, necesitarás 3 tandas de micro para hacer una sola patata pero let it be… 

8.- Con ayuda del pincel o del spray, rocía mínimamente la superficie de las patatas. Añade la sal y si tienes alguna especia a mano, este es el momento. En mi primera vez no utilicé ninguna pero para la segunda me hice con una mezcla comprada en Tiger (que tiene millones de especias por cierto) y que incluía ajo en polvo, eneldo y limón. ¡Otro rollo! Más sabooooorrrr pero súper sutil. Y tranquilos que luego no repite ni dejáis un aliento como el Conde Drácula. Eso sí, como vais a disponer de varias tandas, id subiendo o bajando la cantidad de sal y/o especias según las vayáis probando ya terminadas. 

9.- Introducimos nuestra obra maestra en el micro y le damos leña a máxima potencia durante 4-5 minutos. Aprovecha para ir al baño, para ponerte una copa de vino o para llamar a la vecina y contarle que estás haciendo patatas “light”. Pero no te enrolles. Lo ideal es que a los 3 minutos y medio abras el micro y saques la fuente para probar una. Si cruje, está lista. Si no, dale 1 minuto más y repite el proceso. Una vez le hayas encontrado el punto, ya sabrás el tiempo exacto que necesitan. 

10.- Repite los pasos 5-6-7-8 y 9 y prométete a ti misma/o que cada 10 veces al año que hagas esta receta, irás a Lucio a comerte unos huevos rotos sin importarte la grasa, el aceite o las calorías. ¡La vida está para disfrutarla! 

Y hasta aquí el post de esta semana. Menos mal que se trataba de una receta sencilla. El día que quiera explicaros cómo hacer “pollo en pepitoria” me pueden dar las uvas. 
Aún así espero que os sirva de ayuda, que os animéis a probarlas porque quitan todo el mono y están súper ricas y sobre todo, que se os haya escapado alguna carcajada. Esa mi misión en la Tierra 😉 

Pd.- No dudes incluirla en tu LIBRO DE RECETAS.

¡Hasta pronto! 

Ana B.

Receta e imagen: Hermanas Bolena

Anuncios
No comments yet

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: