Pote Asturiano

el

Quizá sea uno de los platos más característicos y famosos de nuestra tierra, junto con la fabada. No es raro, llegado el verano, ver las terrazas de la zona costera llena de turistas comiendo algunos de nuestros suculentos platos, cocina caliente y contundente que casi a ninguno de los de aquí se nos ocurriría porque somos más de consumirlos en otoño e invierno. El pote es muy típico en el mes de febrero, en el que se suele celebrar el carnaval. Es un plato de toda la vida, muy de aldea, con berzas plantadas en casa, fabes igualmente de casa, chorizo, tocino, morcilla, etc. fruto de la matanza casera, todo esto, junto con unas castañas y leche, ha sido la alimentación básica de muchas familias de nuestras aldeas y siempre había algo que llevarse a la boca.

Ingredientes:
– 250 grs. de alubias blancas.
– Un manojo de berzas
– 1 morcilla
– 1 chorizo
– Un trozo de lacón
– Un trozo de tocino
– 1 diente de ajo
– ½ cucharilla de pimentón dulce
– 300 grs. de patatas
– Aceite
 
Preparación:
Si se pone lacón, éste se pondrá a remojo la noche anterior en agua templada. Aparte se pondrán las alubias a remojo pero en agua fría. Al día siguiente ponemos en una cazuela las alubias, la morcilla, el chorizo, el tocino y el lacón ( todo esto lo llamamos compango). Cubrimos con agua fría y ponemos la cazuela al fuego. Cuando rompa el hervor, si fuera necesario, espumamos. Dejamos cocer hasta que las alubias están tiernas. Durante la cocción se vigilará que siempre estén cubiertas de agua y, si fuera necesario agregar un poco, el agua fría.
En otra cazuela, con agua y sal, disponemos las berzas finamente picadas y lavadas. Ponemos la cazuela al fuego y cuando estén cocidas, se escurren reservando el agua de cocción de las mismas. Añadimos la verdura a la cazuela donde tenemos “les fabes” con “el compango”, removemos bien y, a continuación añadimos las patatas “chascadas” (no cortadas del todo sino al final del corte rompiendo, así engorda el caldo) en trozos pequeños. Dejamos que hierva todo junto. Si necesitáramos añadir agua, podemos hacerlo con la que tenemos reservada de la cocción de la verdura.
Mientras, en una sartén ponemos un poco de aceite, sofreímos uno o dos ajos bien picaditos y añadimos la cucharadita de pimentón y vigilamos que no se queme. Añadimos este sofrito a la cazuela y rectificamos de sal. Dejamos cocer todo junto hasta que esté todo bien integrado y cocido. El cocido resultante no debe de ser ni muy caldoso ni muy seco.
Se puede comer en el mismo día pero a mí me gusta más reposado, de un día para otro mejor.
El compango se parte en trozos y se sirve aparte, y la forma de comerlo va en gustos, puedes ponerte un trocito de cada en el plato de las alubias y las berzas o bien puedes comerte el cocido primero y después, aparte, el compango.
 
OPCIONAL: En vez de cocer el compango con “les fabes” y las berzas aparte, también se puede hacer al revés, es decir, cocer el compango con las berzas y luego añadir “les fabes”, de cualquiera de las dos formas está muy bueno.
 
Recomendamos tarde de siesta o bien de caminata, para una buena digestión!!
 
Imagen: María para MacRecetas
Anuncios

Un comentario Agrega el tuyo

  1. Toño dice:

    Como comentario, no siempre el pote lleva fabes. Es más, yo casi siempre que comí pote con fabes, estaban un poco pellejudas. No se qué dirán los guardianes de la ortodoxia astur, pero insisto, para mi el pote, casi mejor sin las fabas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s